Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies cerrar

Salsas

Estas son las salsas que tenemos en alberobello, como verás, muchas son grandes conocidas de la cocina italiana, pero otras no lo son tanto, tal vez te lleves alguna grata sorpresa...
 
Salsa boloñesa:
Es, sin duda, la reina de la cocina italiana, la salsa de los mafiosos, siempre se sientan alrededor de la mesa a degustar un gran plato de pasta con salsa boloñesa preparada por la mamma, o, mejor aún,por la nonna. Cada casa tiene su receta, hay tantas como mammas y nonnas hay en italia, pero todos coincidimos en la base, carne de primera calidad y una gran salsa de tomate. En alberobello solamente usamos carne de ternera 100%, la mejor salsa de tomate que pudimos encontrar y alguna otra cosilla que encontrarías en cualquier mercado. Todo junto y tres horas de lenta cocción solo puede dar un resultado maravilloso, a prueba de mammas, y lo que es peor, de nonnas....

Salsa carbonara:
La salsa carbonara está muy de moda desde hace pocos años en españa, pero el alberobello llevamos con ella unos 20. La base de la receta es, como en todo, tener gran calidad en sus ingredientes. Nosotros usamos bacon ahumado de primera, nada de magros, ni inyectados, ni sucedaneos. A esto le añadimos huevos frescos, nata, queso parmesano y alguna cosita más, y resulta una salsa carbonara deliciosa. Si no has probado nuestros espagueti carbonara no sabrás de lo que estoy hablando.

Salsa nápoli:
La salsa nápoli es una variante de la salsa putanesca, o la putanesca una variante de la salsa nápoli, no lo sabemos con certeza. Lo que si sabemos es que lleva una base de tomate, alcaparras, aceituna negra, anchoa, picante y algun cosilla más...

La salsa putanesca recibe su nombre de las prostitutas de la edad media, las cuales al hacer "il giro", la ronda, en las noches de invierno requerian con la pasta una salsa que les aportase calorias para superar el frio.


Salsa 4 quesos:
Esta es una de nuestras salsas más demandadas, como siempre, sólo usamos los mejores quesos para su elaboración. Una salsa con un sabor intenso y una cremosidad poco habitual que hacen una comunión perfecta con cualquier tipo de pasta fresca. Nosotros en carta la servimos con tallarines, pero te la ponemos con tu pasta preferida.

Salsa funghi:
Es una salsa que tiene un sabor suave pero inconfundible a champiñones, no en vano es su ingrediente principal. Tiene una cremosidad que la hace irresistible. Nosotros la servimos con tallarines ya que al enrollar el tallarín la salsa se desliza por él impregnándolo de todo su aroma y sabor. Es algo espectacular.

Salsa bucanara:
La cocina de alberobello se detine cuando preparamos esta salsa. Todos miramos la olla con ansia de sumiller esperando que nos dejen catar eso que huele tan bien. Sus ingredientes base, las gambas y los berberechos, convierten a esta sonrosada salsa en la acompañante perfecta de nuestros macarrones, los cuales rellenan sus huecos con el caldo y se empapan de todo el sabor del marisco.

Salsa al salmón:
La mejor baza de esta salsa es su sencillez. Dejamos a una lado los experimentos, las filigranas y las invenciones. Sólo usamos salmón ahumado de la mejor calidad y nata culinaria para darle una textura envidiable a esta salsa digna de cualquier gourmet. La servimos con pasta rizada o fusilli, ya que los trocitos de salmón se quedan atrapados entre sus espirales y convierten cada bocado en un manjar. Pero como siempre te la sevimos con la pasta fresca que te apetezca.

Salsa al pesto:
La salsa al pesto la puedes encontrar comercializada fácilmente en supermercados de tu barrio, lo que no es tan fácil es encontrar salsa al pesto casera, con una receta venida desde italia en un manuscrito con 25 años de antigüedad. No es fácil, pero en alberobello tenemos justamente eso, el manuscrito y, lo más importante, la salsa. Nuestra salsa al pesto casera solo lleva ingredientes naturales, como albahaca fresca recién cortada, anacardos tostados, ajo, aceite de oliva y poco más. Tiene un fresco y característico sabor a especias que la convierten en todo un atrevimiento. Casa con cualquier tipo de pasta, pero nuestra lasaña al pesto es algo increible.